El titular de Generación Zoe pasa días en la prisión de Córdoba mientras la Justicia investiga las denuncias en su contra por asociación ilícita. "No hay nada que no sea vergonzoso acá, desde la comida hasta los insecticidas para cucarachas"